shutterstock_2152470619(FILEminimizer)

El uso de productos desechables para la hostelería: ventajas, desventajas y alternativas

Cada vez es mayor el número de establecimientos de hostelería que emplean productos desechables. Son de gran utilidad tanto para facilitar su transporte como para que mantengan su calidad durante el almacenamiento. Por estos motivos, principalmente, aunque existen muchos otros como la eficiencia y la conveniencia, han ganado popularidad en los últimos años. 

Prácticamente cualquier negocio de hostelería puede implementar este tipo de productos. Aunque para hacerlo se han de tener en cuenta y valorar tanto las ventajas como las desventajas. Es la mejor manera de tomar una decisión acertada y beneficiosa para el negocio. 

Existen numerosos productos desechables para la hostelería fáciles de implementar. Entre ellos: platos y bols, vasos, cubiertos, bolsas, envases, manteles, servilletas, pajitas, palillos, brochetas, ensaladeras, cubiertas y muchos más. 

Aunque más adelante profundizaremos en ellas, las ventajas son claras y evidentes. En primer lugar porque favorece la higiene. Al emplear utensilios y elementos desechables no existe la contaminación cruzada. Gracias a todos los productos de un solo uso se protege la seguridad y en consecuencia, la salud de los clientes. Otra ventaja a destacar es la limpieza y el almacenamiento. No se requiere mano de obra para la limpieza ni espacio para guardar la vajilla. Tras su uso se tira a la basura, con todo lo que ello supone, facilidad de limpieza, ahorro, etc. 

Sin embargo, el uso de productos desechables también tienen desventajas que se han de tener en cuenta. La generación en exceso de los productos desechables puede, dependiendo el tipo, contribuir a la contaminación ambiental. También hay que valorar el coste que supone la continua compra de este tipo de productos. Aunque a corto plazo es rentable hay que investigar si a largo plazo también. 

Por todo ello, antes de tomar una decisión hay que valorar y poner en una balanza tanto las ventajas como las desventajas. Investigar primero para después tomar una decisión acertada y favorecedora para el negocio. 

Ventajas del uso de productos desechables

Son muchos los motivos que han hecho que los productos desechables sean una opción cada vez más utilizada en la hostelería. Aunque cada negocio puede tener sus propios motivos. No siempre compartidos con otros. No obstante, vamos a detallar las principales ventajas y las que más se tienen en cuenta  para tomar una decisión en base a información real: 

  • La higiene se ha convertido en una de las principales razones por la que el sector de la hostelería decide apostar por productos desechables. Son elementos que se tiran tras su uso y que por tanto no requieren una higiene exclusiva. Son beneficiosas porque no hay posibilidad de transmitir enfermedades ni virus por una mala higiene del producto. 
  • Al ser productos de un uso y tirar a la basura no hay riesgo de contaminación cruzada. Son productos que garantizan la seguridad alimentaria. 
  • La eficiencia es otro motivo por el que el sector de la hostelería se decanta por los productos desechables. Son productos fáciles de almacenar, pero también de limpiar. Dos aspectos que favorecen el ahorro de tiempo y la mano de obra. 
  • Gracias a los productos desechables se facilitan las operaciones diarias. No es necesaria una limpieza constante, lo que ahorra tiempo y reduce costes. No hay posibilidad de romper la vajilla que luego tendría que reponerse, con lo que ello supone. 
  • Otra ventaja es la comodidad. Son fáciles de colocar y simplifican todo el proceso de limpieza. Su uso favorece que los clientes puedan disfrutar de una experiencia más relajada, sobre todo para eventos al aire libre. Son un tipo de productos que mejoran la experiencia del cliente y con ello, su satisfacción. 
  • La versatilidad. Los productos desechables están disponibles en diferentes tamaños, diseños y material por lo que se pueden adaptar a las necesidades y a la estética de cada negocio. Además, existen empresas que se encargan de personalizarlos. 
  • Reducción del impacto al medio ambiente. También es importante destacar los beneficios desde la perspectiva medioambiental. Hay productos desechables que están  fabricados con materiales biodegradables o compostables. Esto significa principalmente dos cosas, que minimiza el impacto al medioambiente y pone en relieve que la hostelería moderna también apuesta por materiales respetuosos. Como explican en Chiwawap, con más de 700 productos concienciados con la necesidad de actuar urgentemente para preservar el medio ambiente, se puede apostar por “productos desechables ecológicos elaborados sin plásticos”.

Desventajas del uso de productos desechables

Como hemos visto los productos desechables para la hostelería ofrecen numerosas ventajas. Sin embargo también es necesario conocer las desventajas que plantean este tipo de productos para los negocios y para el medioambiente. Solo tras la valoración de los pros y los contras se puede tomar una buena decisión en cuanto a su uso. 

  • Uso en exceso. Una de las desventajas más destacadas es el impacto ambiental negativo. Son productos que se eliminan tras un solo uso, lo que amplía la generación de residuos. El exceso de residuos perjudica a la contaminación ambiental. Por ello, en caso de su uso es necesario hacer una gestión adecuada para que no se acumule basura ni se contamine el aire. Tampoco el agua ni los suelos. 
  • La durabilidad. El tiempo que duran los productos desechables es muy reducido. Son productos que se caracterizan por su facilidad de uso y por la comodidad. No obstante, es importante tener en cuenta que son un tipo de productos que por el tipo de material tienen una duración limitada. Son productos con una amplia demanda que requiere acelerados procesos de producción además de la necesidad de energía y recursos naturales. 
  • Precio. Otra desventaja importante que se ha de tener en cuenta es el precio. El proceso de fabricación, almacenamiento y transporte supone un alto coste. Más si se tiene en cuenta que son productos que deben reponerse constantemente, ya que son de un solo uso. 
  • Desconocimiento. Un factor que afecta a su uso es el desconocimiento de la sociedad sobre sus beneficios. Hoy día la conciencia ambiental se ha extendido, pero todavía hay muchas personas que aún no conocen todos sus beneficios. Por ello, puede afectar a los negocios que usan productos desechables. También porque hay muchos de estos productos que no están fabricados con materiales reciclables ni responsables con el medioambiente. 

No obstante, en este sentido hay que conocer toda la actualidad. Hay muchos fabricantes que quieren dar una respuesta positiva hacía la sostenibilidad y por ello, responden a las necesidades a través de la fabricación de productos fabricados con materiales biodegradables o compostables. Son productos que pueden ofrecer una buena solución al problema del impacto medioambiental. No obstante, hay que investigar para combatir las preocupaciones ambientales que se generan por la producción de productos desechables.  

Alternativas a los productos desechables

Las desventajas o los desafíos a nivel ambiental que tienen los productos desechables hay que tenerlos en cuenta. Para ello, existen diversas alternativas que garantizan la sostenibilidad que reducen el impacto ambiental y contribuyen a una mejora de la reputación del negocio. 

Si nos adentramos en este mundo, entre las alternativas más destacadas en el ámbito de la hostelería está el uso de la vajilla reutilizable. Esta opción es más cara en un primer momento, pero a la largo su inversión compensa por los beneficios que ofrece a largo plazo. Entre los materiales más utilizados para la vajilla reutilizable se encuentran el acero inoxidable, la cerámica y el vidrio. Materiales que tienen una mayor durabilidad y que garantiza la calidad de los alimentos y bebidas. 

Esta reduce la cantidad de residuos que se generan diariamente, pero además, disminuye la dependencia que hay sobre la producción de este tipo de productos. En sus inicios, es decir, en su fabricación hay que llevar un proceso más complejo en términos de limpieza y almacenamiento. Se trata de invertir en buenas prácticas para que las consecuencias sean positivas. Entre las que se encuentran mejorar la reputación y fortalecer la imagen de negocio. 

También se puede optar por los productos biodegradables o compostables.Son productos que tienen la capacidad de descomponerse de forma natural con el tiempo. Estos proceden de fuentes renovables.  Sin embargo, aunque son una alternativa a los productos desechables hay que tener en cuenta que no siempre se pueden descomponer en vertederos tradicionales. Si se tiene este aspecto en cuenta, son una buena opción. Pero en caso de emplearse es necesario formar e informar a los empleados y clientes sobre cómo se desechan este tipo de elementos. 

Otra alternativa innovadora que con los años está ganando popularidad es el alquiler de vajillas y de utensilios necesarios para la hostelería. Hay negocios que ofrecen este servicio, alquiler de productos de alta calidad que se recogen en un lugar concreto, se limpian y para poder seguir empleados por otros clientes, se esterilizan. Es una alternativa buena pero que requiere mayores costes operativos. Pese a esto, reducen los excesos de residuos que proporcionan los productos desechables y mejora la sostenibilidad. 

En cualquier caso, la transición hacia alternativas más sostenibles implica un coste para el cambio de productos, pero para ello, es necesario primero un cambio de mentalidad que permita llevar a cabo nuevas prácticas. Este cambio es posible mediante formación. A través de la cuál se puede dar a conocer los beneficios de implementar productos desechables en los negocios de hostelería. 

Compartir esta publicacion

ARTICULOS RELACIONADOS

Pulverizar en lugar de pintar

Pintar con brocha y rodillo puede resultar tedioso. Especialmente si tienes grandes superficies. Con un sistema de pulverización de pintura, no sólo pulverizas la pintura de manera uniforme sobre la superficie deseada, sino que puede hacerlo hasta tres veces más rápido que con las herramientas

no hay más entradas